APRATUC in english

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Consumir arándanos reduce ataques cardíacos


Los arándanos son los mejores amigos del corazón, y su ingesta regular puede ayudar a evitar ataques cardíacos y hasta la muerte, según concluyó un estudio anglo-estadounidense.

De acuerdo a la investigación realizada por la Escuela de Salud Pública de Harvard, en Boston (EEUU), y la Universidad de East Anglia, en Inglaterra, ingerir fresas (frutillas) y arándanos semanalmente reduce el riesgo de infarto en mujeres hasta en un tercio.

Los expertos indicaron que ambas frutas contienen ciertos componentes flavonoides que ayudan a combatir la obturación de arterias.

El estudio contó con la colaboración de 93.600 voluntarios, la mayor investigación de este tipo.

Mujeres de 25 a 42 años de edad completaron cuestionarios acerca de sus hábitos alimenticios y dietas, al tiempo que se controló su salud durante un período de 18 años.

En el tiempo que llevó elaborarse el estudio, los científicos registraron 405 ataques cardíacos. Las mujeres que consumieron mayor cantidad de fresas y arándanos presentaron 32% menos riesgo de padecer de infartos que aquellas que consumieron pocas o ninguna de estas frutas.

Incluso las voluntarias cuyas dietas eran ricas en otras frutas y vegetales tuvieron más chances de experimentar infartos si descartaban las fresas y arándanos.

El nutricionista Eric Rimm, experto de la Universidad de Harvard y uno de los autores de la investigación, afirmó que los arándanos y fresas "pueden ser fácilmente incorporados en la dieta semanal de las mujeres".

"Este cambio dietario simple podría tener un impacto significativo en materia de prevención", agregó.

Los científicos consideran que los efectos preventivos de los arándanos y las fresas estarían vinculados a la antocianina, un tipo de flavonoides que puede ayudar a desbloquear arterias y prevenir el depósito e infiltración de sustancias lipídicas en las paredes de las arterias de mediano y grueso calibre.

"Hemos demostrado que incluso en la juventud, ingerir más de estas frutas puede reducir el riesgo a ataques cardíacos en la adultez", explicó el doctor Aedin Cassidy, de la Universidad de East Anglia, que participó de la investigación.

Los expertos tomaron en cuenta los factores de riesgo como la edad, la presión arterial, masa corporal, falta de ejercicio físico, tabaquismo, consumo de café y alcohol y antecedentes médicos familiares, en la elaboración del estudio.
 

¿Tiene alguna inquietud sobre los arándanos?
Consulta nuestro foro, donde los expertos podrán asesorarlo.

flechita Ir al foro
Anuncie aquí
Pie Empresas

APRATUC - 2012 | Todos los derechos reservados.

CapSoft